Todo tiene un principio

 Y este es el mío…

Estás son algunas de las pocas fotos que tengo estando con sobrepeso, no me gustaba hacerme fotos, me daba pánico verme así, no me quería nada de nada.
He estado más gordita que en estas fotos pero no tengo fotografías que lo reflejen en mi poder, estoy intentando recopilar el máximo de fotos posibles para poder ir mostrando mi cambio durante estos 3 años de healthy life…

 

¡Cómo dije basta y cambié a

una healthy life!

Pues voy a intentar empezar por el principio…

Hay un día que tienes que decidir dejar las excusas a un lado y luchar por lo que quieres, hay un día que todo cambia, hay un día que te armas de paciencia y de fuerza de voluntad y decides por fin dar el gran paso.

Yo lo decidí a los 30 años, hoy en día tengo 34 recién cumplidos y estoy encantada con el vuelco que le he dado a mi vida.

Son estas fotos, las que miro a diario para no parar de luchar, son estas fotos las que me ayudan a seguir cada día con más fuerza para conseguir mi sueño.

Desde bien jovencita he sufrido las burlas y los insultos de los niños sobre mi físico, soy una chica alta (1,81cm) y de constitución grande y huesos anchos (he llegado hasta una 46 de pantalón), y que fuese diferente a los demás es lo que les hacía pasarse conmigo.

Buenísima estudiante, buena hija, todo era perfecto pero siempre he estado acomplejada ya que era diferente del resto de mis amigas que eran todas de constitución normal o delgada.

Problemas a la hora de vestirme, depresión cuando había que ir a comprar ropa, os podría decir millones de cosas en las que si lo habéis vivido o lo estáis viviendo os sentiríais reflejadas por completo…

558606_10200551064634546_1170554293_n

Siempre había hecho deporte, muchos años de ballet clásico, patinaje artístico (siempre me arrepentiré de no haber continuado), fútbol americano…

A los 16 años se termino el ejercicio para mi, entré en la edad de la gilipollez mental, me eche un noviete “malote” y me deje llevar por la mala vida. Como mala vida me refiero a salir, consumir drogas, fumar, beber y todo aquello que se me pusiese por delante. Supongo que era una manera de evadirme de mis problemas de inseguridad, inconformidad con mi físico y demás…

Antes que nada aclarar que no estoy nada orgullosa de haberme dejado llevar por el mundo de las drogas pero tampoco es algo de lo que me sienta avergonzada y por eso lo muestro, para que sepáis la realidad, podría obviarlo pero no serviría de ayuda a otras personas que se pueden encontrar en mi caso o similar.

Me costó la vida dejar esa relación ya que no me veía capaz de relacionarme con otros chicos puesto que estaba llena de complejos.

Uno de mis millones de complejos era mi pecho, era tremendamente grande de constitución pero no tenía nada de pecho. Cuando digo nada digo cero, me angustiaba verme desnuda, gordita, sin pecho, era caótica mi mente, me odiaba por ser así. Mis traumas y complejos me causaron una depresión por la cual fui medicada durante esos años. Un día hablé con mis padres y a los 17 recién cumplidos me operé del pecho con su consentimiento. Realmente fue algo necesario que haría que la confianza en mi misma empezase aparecer. Gracias a perder uno de mis grandes complejos tuve la fuerza y el valor de dejarlo con “el malote”. También dejé la medicación y parecía que mi vida empezaba a ponerse en su sitio. Ya era capaz de relacionarme con otros chicos, ya me sentía una mujer. A mis 18 años me sentía espléndida pero mi sobrepeso seguía ahí…

Habiendo probado mil y una dietas en las que las carencias nutricionales eran más que evidentes, en las que adelgazaba pero en cuanto las dejaba cogía el doble de kilos, dejando de comer para luego pegarme atracones, sufrir principios de bulimia en fin, que os voy a contar, desordenes alimenticios en toda regla…

11412179_489191637903244_877754319609213185_nPero yo seguía y no, no dejé de relacionarme con “gente tóxica” que no me convenía para nada, yo seguí por los caminos equivocados…

Después de esta etapa la vida me cambió un poquito. Conocí a un chico y al año me casé (2003).

222058_1016863817307_5664_nEsa temporada tuvo de todo, consumo de drogas, depresión, ansiedad y millones de cosas que ni recuerdo, derivado todo del día a día, los problemas económicos, familiares, laborales y un largo etc…

11182150_475481395940935_7913504487736748785_nSiempre me he refugiado en la comida como solución a mi ansiedad por todas las cosas que me iban sucediendo pero no era consciente que lo único que hacia era “engordar” y no solucionar nada, solo tener una calma momentánea a mis problemas y estaba metida en un círculo constantemente.

Que horror cuando te ves fatal frente al espejo y le dices a tu marido, pareja o amiga “No quiero salir, porque me veo asquerosa” y te contestan “Estás preciosa, a mi me encantas, que vas a estar gorda, no lo estás” podrían haber sido sinceros conmigo y haberme ayudado en lugar de consolarme con falsas palabras, podrían haberme abierto los ojos de que ese era mi principal problema que me derivaba al resto de cosas que me perjudicaban.

SAM_0698

Tengo que decir algo de lo que no estoy nada orgullosa, he querido terminar con mi vida varias veces, he tenido momentos de sentirme en un túnel sin salida, derivado del consumo, el malestar y todo lo que ello conllevaba. No era consciente de que yo misma estaba generando la gran mayoría de los problemas que me estaban afectando tanto.

Empecé a cogerle rechazo a todo, a las drogas lo primero. Era capaz de salir con amigos que consumían y yo pasar por completo del tema, realmente no me compensaba para nada pasar 3 horas divertidas para luego sentirme “una puta mierda” durante toda la semana. No somos conscientes de los efectos secundarios que tienen las drogas mientras lo pasamos bien…

Recuerdo un viaje a Madrid en el que una amiga me dijo que se moría de pena de saber que no quería seguir viviendo y me empujó a leerme un libro que me hizo cambiar mi vida “EL SECRETO”

P2133769

También recuerdo repetirle año tras año al que ahora es mi ex-marido una frase “QUIERO VOLVER A SER LA QUE ERA” ¡Quería volver a ser yo! La chica activa, que no paraba de hacer ejercicio, que estaba llena de energía, que podía andar sola por la vida sin miedos.

Leí el libro, y tanto que lo leí…

Fue al terminar de leerlo que fui consciente que si alguien podía cambiar las cosas era yo misma. Que si quería ser la que era, solo lo iba a conseguir luchando por volver a serlo.

SAM_1187

La positividad y el optimismo se apoderaron de mi, algo empezó a cambiar en mi cabezita de chorlito.

Entré en los temidos 30 años (2012) y me dije a mi misma:

¡O haces algo ahora o ya no lo vas a poder hacer jamás!

Tenía encima más de 95kgs…

Y ya ves si lo hice. Opté por una vida sana y entendí que si nunca me había funcionado una dieta era porque siempre la rompía, porque no era constante, porque no tenía la capacidad de hacerla hasta conseguir lo que quería.

Y empecé alimentarme correctamente, aprendí hacer la compra, empecé a marcarme pequeñas metas que poco a poco iba consiguiendo.

Al año me había adelgazado varios kilos, estaba limpia de todo menos de tabaco y “porros” me daba pánico dejar el tabaco por si engordaba, y yo decía que los “porros” me hacían bien, menuda tontería tenía encima de verdad… ya que era capaz de dominar la ansiedad por la comida, ya nada se me podía resistir.

Solo se que quería ser feliz y no lo era, esos últimos años fueron muy duros, decidí divorciarme (2013) en un arrebato de sinceridad conmigo misma y luchar por lo que realmente quería mi felicidad.

Cogí mi maleta, mi ordenador, mi perrita y mi gato y me fui a vivir a otra ciudad dónde no conocía a nadie, no fue fácil empezar de cero después de tantos años dependiendo de otra persona. Me alejé de la toxicidad y por necesidad de la familia, necesitaba pasar por ese momento sola. Superar mi divorcio, aprender a vivir sola sin depender de nadie (me casé muy jovencita y pase de depender de mis padres a depender de mi ex-marido, a mi edad no quería volver a tener que depender de mis padres, osea ¡NI ME LO PLANTEABA!)

Fue un año difícil sobretodo los primeros meses, en los que estás lejos de tus seres queridos (justamente eran navidades) encima no conoces a nadie y empiezas a conocer a gente de la que te fías y te la dan con pan de higo, pero todo eso me hizo crecer interiormente y aprender mucho. Sobretodo ese año me ayudó a crecer como persona, a pensar en mi misma que siempre estaba pensando en los demás y para los demás, a empezar a cuidarme más, a empezar a quererme (algo que no había sucedido en toda mi vida), a ver la realidad de la vida y sobretodo a dejar de fumar. Cuando digo a dejar de fumar digo a dejarlo del todo, todo.

Estoy tan feliz de cada una de las decisiones que he ido tomando en mi vida desde que me leí ese libro, que no os podéis ni imaginar…

10570313_370938179728591_1991776965520277715_n

Pues dejé de fumar si, y decidí apuntarme al gym, ya era hora de recuperar mi musculatura. Había perdido muchos kilos pero entre ellos también todos mis musculos, tengo un trabajo sedentario todo el día sentada delante de un ordenador y así durante más de 12 años sin hacer deporte, ni nada podéis imaginar.

Hace dos años que voy al gym y tengo que decir que soy “TOTALMENTE ADICTA”

10881634_421637071325368_4578979404892181131_n

Desde que entré en los 30 años hasta ahora he estado llevando una healthy life cada día a más y a mejor porque he aprendido con los años lo que es bueno y lo que no es bueno para mi cuerpo. Me siento llena de vida, con ganas de comerme el mundo, me siento una mujer segura de mi misma, me quiero cada día más y más y algo super importante “VUELVO A SER YO, LA QUE QUERÍA SER HACE AÑOS” y “SOY FELIZ, MUY FELIZ” porque llevo la vida que quiero llevar y nada, ni nadie va hacer que deje de hacer lo que realmente quiero que es luchar por mi ante todo y por mis sueños.

10413310_449086808580394_8459468573954219210_n

Y algo muy importante, desde hace estos años atrás me rodeo de personas sanas, mi chico es sano 100% y comparte conmigo la pasión por una vida sana y el deporte, algo que me encanta 😀

A día de hoy mi vida es totalmente sana (2015) y que no me avergüenza hablar de ese pasado, porque sin ese pasado probablemente no sería la persona fuerte que soy ahora.

He aprendido que las dietas y las pastillas milagro no son ni lo más efectivo ni lo más inteligente para sentirme bien conmigo misma.

He entendido que todo tiene una conexión y que si mi cuerpo está sano, mi mente está sana y eso me hace sentir genial y me hace quererme mucho, porque si estás bien por dentro estarás mejor por fuera.

10635697_373446529477756_1567226659073282918_n

Actualmente ya no peso 65kgs sino que peso 68kgs y utilizo una talla 40 de pantalón, he cambiado la grasa por músculo y como ya os he dicho paso por completo de la odiada báscula, se que el peso no es una buena referencia  para mi en la actualidad ya que llevo una alimentación equilibrada y hago mucho ejercicio.

Esto es un resumen de lo que ha sido mi vida, es mucho más extensa pero para que podáis entender un poquito cuales han sido las situaciones que me han hecho llegar hasta aquí, hasta mi presente…

10922686_423521507803591_8414381949842470144_n

Seguramente me deje mil cosas por contar pero bueno hay que reservar momentos y situaciones que no quiero recordar y que estan ahí en el pasado, como mi otra yo, esa que veís en las fotos…

 

Y después de todo lo acontecido me quedo embarazada….

¿Quieres saber como fué?

👉Mi embarazo en imágenes aquí

👉Mi post-parto en imágenes aquí

¿Quieres cambiar y no sabes como empezar?

He creado una sección dónde iré escribiendo artículos que te serán de ayuda para cambiar ¡No te la pierdas!

👉¡QUIERO CAMBIAR!

Gracias por leerme y apoyarme en este proyecto personal, os mando un millón de besos 🙂

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Puedes dejar aquí tu comentario

comentarios

¡Hazte con la mejor suplementación al mejor precio haciendo click en este enlace gracias a mis descuentos!

Estos otros artículos te pueden interesar